• Se está demostrando que una de las bases del éxito para una buena planificación empresarial es poder contar con un nivel de flexibilidad que nos permita adaptarnos a la realidad que se nos presenta a diario. En estos momentos, comprometerse a alquileres a largo plazo es arriesgado y cuanto menos complicado. Aquí es cuando entra en juego la oficina flexible.

    Los equipos de trabajo distribuyen su actividad entre varios espacios: la oficina, la casa y otros espacios acondicionados a este efecto. Quizás no se necesiten espacios capaces de albergar a todo el equipo puesto que, si se van combinando y no coinciden todos a la vez, con una oficina que cuente con la mitad de puestos puede ser suficiente.

    En este sentido, tener la capacidad de ampliar y reducir espacio de trabajo también supone una ventaja importante ya que en un determinado momento podemos necesitar reducir la plantilla y, al cabo de un tiempo, ampliarla como respuesta a una reactivación de la actividad.

    La oficina flexible

    Tal y como su nombre indica, ofrece flexibilidad en tiempo y número de puestos con su consecuente impacto en el budget de la empresa que va a poder adaptarse según las necesidades que se requieran en cada momento.

    Desde la oficina privada, pasando por el Office Pass, la oficina virtual y los bonos de salas de reuniones son soluciones ofrecidas por los Workspaces NETWORKIA de cara a facilitar el servicio de oficina on demand o también denominado de pago por uso. Se trata de servicios adaptados a los nuevos tiempos y con todas las garantías tanto sanitarias como de seguridad.

    Leave Comment

    Your email address will not be published.